PLANES MOLONES CON PEQUES: THE RIVER!

Hace cosa de un mes nos fuimos cuatro amigas con todos nuestros hijos a pasar un fin de semana rural en Albanyà, un pueblo en la Garrotxa, a unas 2h de Barcelona. Lo cierto es que fue un fin de semana perfecto, de desconexión de la ciudad, de disfrutar de las amigas, de pasarlo genial con los peques y de una inmersión total en la naturaleza.

El equipo «the river» estaba formado por Carol y sus dos hijos, María S y su hijo, María L y su hijo y yo y mis dos hijos. Además, nos acompañaron dos canguros para ayudarnos con los peques (el mayor tiene 6 años y el más peque sólo dos) y con las tareas de la casa. Total: 6 adultos y 6 niños! Nos organizamos bien antes de salir de Barcelona, cada una de nosotras llevaba diferentes cosas de comida y hicimos previamente los menús, para así tenerlo todo más fácil una vez allí. La casa rural la encontró Carol (la más organizada del grupo, desde luego), en la web de Naturaki. Era una casa grande y espaciosa, en un pueblo monísimo de la Garrotxa.

planes molones

 

Lo mejor de la casa? Las vistas! Espectaculares: montañas y montañas, y abajo, el río Muga. Por eso, rápidamente la bautizamos como la casa del río. Los niños felices al estar en un pueblecito pequeño, rodeados de naturaleza, en el que sentían libres, entrando y saliendo de la casa, bajando al prado a jugar y jugando a fútbol en la plaza del pueblo. Y nosotras? Pues felices de ver a nuestros peques contentos, y encantadas de la vida de poder pasar 48h juntas, sin estrés ni agobios. Lo cierto es que las cuatro somos mamis que, por diferentes motivos, estamos haciéndolo todo bastante solas, así que reunirnos y poder compartir experiencias siempre nos apetece (además de, por supuesto, hablar de lo divino y lo humano, de nuestros ligues y problemas amorosos, de nuestros agobios laborales y de anécdotas que nos hacen desternillarnos de risa).

Llegamos a la casa el viernes por la tarde, tráfico al salir de Barcelona, así que nada: organización de despensa, baños y cenas de los peques y luego, una vez los niños en cama, nuestro momento: aperitivo en la terraza con una copa de vino y charla agradable. Después, cena y copa casera, con momento confesiones y risas mil.

planes molones

El sábado por la mañana fuimos amaneciendo progresivamente, los niños desayunaron primero y luego las mamás disfrutamos de un desayuno largo, sin prisas, mientras los peques jugaban en los columpios del prado de debajo de casa. Desayuno de esos gustosos, con un segundo café con leche! Luego, el equipo «the river» nos fuimos caminando al río, los niños encantados. Al principio algo reacios a bañarse en el río (demasiado urbanitas nuestros peques, jajajaja), pero luego no había quién los sacase de ahí: jugaron con piedras, con hojas de los árboles, disfrutaron en la «cascada» y no pararon de investigar!

IMG_5407

Lo cierto es que el sitio era espectacular, estábamos completamente solos en una especie de «playa» a la orilla del río, el agua estaba a la temperatura perfecta, limpia y cristalina, y no paramos de bañarnos en toda la mañana.

planes molones

planes molones

 

Volvimos a casa para comer, siestas de los más pequeños y reponer fuerzas. Los mayores a sus anchas paseando por el pueblo, jugando a la pelota en la plaza. Por la tarde nos fuimos a bañar a la piscina de un camping cercano (al estar alojados en la casa rural podíamos disfrutar de las instalaciones del camping y decidimos ir a probar): fue el momento menos «zen» de todo el fin de semana, pues pasamos de estar solos por la mañana en el río a momento «piscina a reventar» por la tarde, pero ya sabéis lo que les gusta la piscina a los niños, así que ellos disfrutaron a tope. Los dos mayores acabaron integrándose en un partido de water-polo de chicos de 16 años, y nosotras alucinando. El más peque del equipo «the river» descubrió la sensación de nadar él solito con manguitos y burbuja, y no quiso salir de la piscina en todo el rato que estuvimos allí.

planes molones

 

Después de todo el día sin parar, los niños estaban agotados, así que el momento ir a dormir no costó demasiado y enseguida cayeron rendidos. Nosotras, segunda noche de cena tranquila, risas y charla interesante y divertida. De hecho, nos pusimos ya a pensar cuándo y a dónde haríamos la siguiente escapada de fin de semana con peques, y nos propusimos hacer una por estación, la de otoño os la cuento en cuanto la hagamos!

El domingo decidimos preguntar en la tienda-bar-supermercado todo en uno de al lado de casa que si se les ocurría algún sitio chulo para ir a bañarnos con los niños. Nos habían hablado de unas «piscinas naturales» (se llaman gorgues en catalán) en el río, y queríamos conocerlas. Al final, después de estar hablando un rato con la dueña del local, nos decidimos ir a una que estaba a las afueras del pueblo, a unos cinco minutos caminado de casa. El camino era fácil, una vez llegamos al río vimos una especie de isleta de piedras en el medio del río, como una playa natural, con espacio suficiente para instalar nuestro «campamento» (manguitos, flotador, camiones, animales de la selva, toallas, etc. etc….) y con un acceso súper fácil al agua. Así que allí que nos fuimos, eran sólo 100 metros caminando, pero con niños pequeños, bolsas, bártulos mil, etc…no fueron del todo fáciles, jajajaja. Había que pasar por entre árboles, arbustos, rocas, etc..pero una vez llegamos a nuestra playa, felices. La clavamos, sin duda, el mejor sitio de todo el río, con una zona para nadar, una zona para jugar con el agua que formaba pequeñas cascadas, y una playa natural en la que tomamos el sol y todo!

planes molones

planes molones

 

Nos quedamos hasta la hora de comer, nos llevamos patatas de aperitivo y estuvimos tan y tan bien que por la tarde, antes de bajar a Barcelona, volvimos a nuestra playa del río a darnos un último baño. La sensación de estar en contacto con la naturaleza era brutal, los peques estaban tan y tan felices que sólo pensar que en unas horitas volverían a su ambiente urbanita nos daba una pena…No pararon de jugar, de descubrir «misterios», de bañarse…al final se bañaron en «bolinguis» y entonces ya parecían unos pequeños «salvajes en libertad», encantados de la vida!

planes molones

El momento recoger, cerrar la casa y tal lo hicimos muy rápido, el equipo «the river» trabaja muy coordinado! Luego al coche y de vuelta a la realidad: aún me acuerdo de la «extraña sensación» de recibir mensajes en el móvil al cabo de unos kilómetros, al recuperar la cobertura….qué a gusto estuvimos 48h sin llamadas! (si bien es cierto que había wi-fi, que no funcionaba al 100% pero que nos permitía no estar totalmente aisladas del mundo). La vuelta a Barcelona se me hizo más corta que la ida, y al llegar a casa y sentarme en el sofá pensé: esto hay que repetirlo, sin duda!

En fin, hasta aquí el post de hoy sobre planes molones con peques. Lo cierto es que fue un plan que nos salió redondo, todo funcionó bien, los niños lo pasaron estupendo, la casa estaba genial, la ubicación perfecta y la compañía, de la más grata que se puede tener, sin duda! Quién tiene un amigo, tiene un tesoro, no? Pues si encima estos tesoros están pasando un momento vital similar al tuyo, se convierten en tu apoyo incondicional. Así, no es que tenga tesoros, es que tengo una fortuna!!!! Gracias chicas por este finde genial!

planes molonesplanes molones

Por último, os dejo con una canción que durante estos últimos meses me ha transmitido energía y fuerza, no sé porqué, quizás por el tono de voz de la cantante, quizás por la letra…pero lo cierto es que la he escuchado muchas veces. Además, a Nicolás mi hijo le chifla, y me la hace poner una y otra vez en el coche: verlo por el retrovisor como intenta cantar la canción, como se esfuerza por entender las palabras y memorizarlas es algo que me enternece, de verdad. Así que aquí os dejo la canción, que aunque el título de verdad es «Ghost» para Nico y para mí siempre será la canción de «The river».

[pexyoutube pex_attr_src=»https://www.youtube.com/watch?v=tA8AfQaUnXM»][/pexyoutube]

0

2 comments

  1. Me apunto la sugerencia!! Hay un montón de piscinas naturales en Cataluña y es un plan perfecto y fresquito…pero la mayoría de las que encuentro están tras una excursión de varias horas (un plan que embarazada o con niños no es muy viable) y las que están cerca de poblaciones suelen estar a reventar!!!! Así que me la apunto! ¿Alguien conoce alguna más y quiere compartirla?

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies